Stallman: “Los smartphones son el sueño de Stalin”

El fundador de GNU ha vuelto hablar en una entrevista para Network World y cómo casi siempre, no deja indiferente a nadie. En este caso, Richard Stallman comentó lo que para él son smartphones o teléfonos inteligentes a día de hoy y los sistemas operativos móviles, una amenaza para la libertad de los usuarios. Os paso a transcribir el “repaso” que le dio a la actualidad de los SO y a los propios dispositivos:

No tengo ni jamás tendré un smartphone. Es el sueño de Stalin. Los teléfonos son herramientas de Gran Hermano y no llevaré un dispositivo de rastreo que registra donde voy todo el tiempo ni un dispositivo de vigilancia que se pueda activar para escuchar.

La entrevista derivó entonces hacia algunos de los movimientos con éxito de software libre y surgió el nombre de Android:

Sólo recientemente se convirtió en algo posible ejecutar algunos teléfonos con software libre. Existe una versión de Android llamada Replicant que puede funcionar con el HTC Dream sin necesidad de software propietario excepto en Estados Unidos. Si el fabricante puede reemplazar el ejecutable, pero usted no puede, entonces es una cárcel.

Sobre los peligros que acarrea un software libre en los móviles, Stallman comentó que:

Pueden protegerse del peligro del espionaje electrónico. Si se trata de software libre, es probable que se pueda proteger de eso, ya que eso es causa del software en el teléfono

Para finalizar, la entrevista derivó en los sacrificios por el software libre:

Cada persona toma sus decisiones en base a sus valores. A la mayoría de las personas se les enseña a pensar sobre el software como una cuestión de precio y rendimiento y no se respeta su libertad. Las personas que toman las decisiones en base a esos valores no harán ningún sacrificio de conveniencia para conseguir el software libre, mientras que yo estoy dispuesto a trabajar durante años y años para que no haya software propietario en mi equipo”

Entradas populares de este blog

Linux Mango - las distribución Dominicana

Google logra ser la marca más valiosa superando a Apple