Una tarjeta SIM para la cámara de fotos, el MP3 y las videoconsolas portátiles

La GSM Association afirma que un buen número de operadores han empezado a adaptar las tarjetas SIM para que éstas puedan funcionar en otro tipo de dispositivos, como cámaras de fotos, reproductores de música o videoconsolas portátiles. De esta forma podrían compartir datos mediante la conexión 3G, que ya ha saltado de los móviles a las tabletas.

La conectividad 3G es una de las que más oportunidades de crecimiento tienen debido al exponencial incremento que está teniendo el mercado de la movilidad.
Pero lo que empezó como un medio para hacer posible realizar llamadas ha evolucionado hasta permitir el tráfico de datos. A partir de aquí las utilidades se disparan y la tecnología ya ha saltado a otros dispositivos que no son 'smartphones'.


Ahora, la GSM Association ha señalado, como recoge Cnet, que una parte importante de los operadores más relevantes a nivel mundial -entre ellos AT&T, Verizon, China Mobile, Telefónica, Vodafone o Deutsche Telekom- están colaborando para adaptar las tarjetas SIM. Está previsto que para 2012 casi cualquier tipo de aparato electrónico pueda alojar una de estas tarjetas y, lo que es más importante, adquiera la capacidad de transferir y recibir datos.

Las tabletas, encabezadas por el iPad, pero también de otras marcas como el Galaxy Tab de Samsung, que funciona con Android, ya han dado el salto al 3G a través de tarjetas SIM. Es un ejemplo de un dispositivo que no está fabricado para realizar llamadas pero incorpora esta tecnología. Otro caso es el del Kindle de Amazon, pues algunos de sus modelos tienen este tipo de conectividad.

Poder insertar una tarjeta SIM en un reproductor de música o una cámara digital, incluso en una videoconsola portátil supondría un gran avance por las funcionalidades que adquieren estos dispositivos. El tráfico de datos se podría utilizar para jugar en Red, para subir información a la web o para descargarla.

Consecuencias en la red 3G

Si las tarjetas SIM se extienden a una buena parte de aparatos electrónicos podría darse una situación en la que las redes de 3G se saturen. La tendencia en movilidad es claramente al alza. Si a esto le añadimos más dispositivos que usen estos servicios la capacidad para transferir datos debe incrementarse.

Los operadores tienen aquí la responsabilidad de ofrecer mejores conexiones. La colaboración entre ellos tiene un objetivo claro, ya que cuantos más terminales utilicen sus servicios mayor será su mercado. Aunque esto tiene que venir acompañado de un mayor volumen de las redes.

Impacto en los dispositivos

Esta colaboración representa una oportunidad de negocio para fabricantes de productos muy diversos. De la misma forma hay que tener en cuenta que esta tecnología encarecerá los dispositivos, aunque probablemente no todos los usuarios estén dispuestos a gastar más dinero por prestaciones que exceden sus necesidades.

Las 'tarjetas SIM para todos' conllevan también otro aspecto. Los operadores, como han hecho con los teléfonos móviles y después con los 'smartphones', así como con algunas tabletas, podrían obtener la exclusividad de algunos productos determinados, de manera que sólo se vendan con su contrato y sus propias condiciones.

Entradas populares de este blog

Linux Mango - las distribución Dominicana